05 de febrero, 2016

imagemPere.jpg


D. António Marto dice que el mensaje de Fátima es “después de las escrituras” la denuncia “más fuerte e impresionante del pecado del mundo”


El Obispo de Leiria-Fátima hizo una oración de sabiduria en la sesión académica conmemorativa del día Nacional de la Universidad Católica Portuguesa sobre el mensaje de Fátima.


El mensaje de Fátima es “después de las Escrituras” la “denuncia más fuerte e impresionante del pecado del mundo que invita a toda la Iglesia y al mundo a un serio examen de conciencia”, dijo esta tarde el Obispo de Leiria-Fátima en la Oración de Sabiduría que profirió en la sesión académica que transcurrió en el Auditorio Cardenal Medeiros, en el ámbito de las conmemoraciones del Día Nacional de la Universidad Católica Portuguesa, que este año tiene como tema “Cultivar la Ecología de los Saberes”.

Titulada “Fátima, mensaje de misericordia y de esperanza para el mundo”, la oración de sabiduría del prelado destaca la importancia y la actualidad del mensaje de Fátima, sobre todo a la luz del mundo actual.

“Fátima es, verdaderamente, un fenómeno y un acontecimiento que se va desvelando y desarrollando a lo largo de la historia y se convirtió en un punto de referencia y de irradiación inevitable para la historia de la Iglesia y de la humanidad” afirmó el Obispo de Leiria-Fátima.

“Lo que impresiona y causa espanto es que el contexto y el contenido del mensaje no se restringe a un camino de fe personal de los pequeños videntes, a una circunstancia particular de su país o a una determinada verdad de la fe en cuestión”, dijo.

“Su horizonte es de alcance histórico y mundial: se sitúa en el centro de las preocupaciones mundiales y de los acontecimientos históricos más trágicos del siglo XX. Tal vez solo hoy, después de un siglo, estemos en condiciones de comprender con mayor profundidad la verdad y todo el alcance de este mensaje”, afirmó.

D. António Marto, que habló a la comunidad académica en la Universidad Católica Portuguesa, en el día en el que la Imagen de la Virgen Peregrina visitó la institución, insertada en la visita a la diócesis de Leiría, destacó la modernidad de este mensaje de Fátima.

Se refirió a su contexto, con particular incidencia en los dos grandes conflictos que marcan la historia del siglo  XX: la primera y la segunda guerra mundiales; los totalitarismos en las versiones del estalinismo y del nazismo; “la mentira sistemática” para reescribir la historia; un programa de negación de Dios; la aniquilación y la muerte del ser humano y el desprecio total de la dignidad de la persona, en la expresividad numérica de decenas de millones de víctimas, en nombre de la pureza radical de la ideología, de la revolución o de la raza, elevadas a la categoría de nuevas divinidades; la novedad de aquella que vendría a ser llamada la “guerra total” o el fenómeno colectivo del odio y de violencia que se apoderó de personas y pueblos. Situaciones que producen “en un acumulado del mal, un símbolo real de la mundialización del pecado experimentada por primera vez en su monstruosidad, en su horror y terror a nivel planetario”, de que la aceptación de la normalidad y de la “banalidad del mal” son la expresión máxima.

Para el Obispo de Leiria-Fátima, el mensaje de Fátima contempla “con lucidez y amargura esta tumultuosa y dramática vicisitud histórica” y “solo quien tiene el sentido fuerte de la dignidad del hombre ante Dios, de su destino eterno, puede comprender cuan grande es la tragedia del pecado y como la pérdida del sentido del pecado es, en lo más profundo, la pérdida del sentido de todo aquello que es verdaderamente humano”.

Ante esta situación de la “humanidad herida”, el mensaje de Fátima es “portavoz del clamor de la víctimas” y se convierte en una “invitación a leer la historia a partir de las víctimas, a detenerse ante el misterio del hombre delante del misterio de Dios”, dijo D. António Marto.

Para el Obispo de Leiria-Fátima, “La singular coincidencia temporal de estas apariciones con horas históricas de extrema gravedad” constituyó “una señal de Dios para nuestra generación, una palabra profética para nuestro tiempo, una intervención divina en la historia de la humandiad mediante el rostro materno de María, una luz sobre la historia del mundo”.

“El mensaje de Fátima es una advertencia muy seria y, al mismo tiempo, consuelo de la esperanza teologal: el mal es vencido por el amor trinitario revelado en la cruz y resurrección de Jesús, por el amor de María por nosotros y con nuestra conversión”, dijo el prelado.

En esta perspectiva, el mensaje de Nuestra Señora “es una llamada para nosotros abrirnos a otra dimensión de la historia, alimentada por otra Presencia, sustentada por otra Fuerza, conducida por otra Luz, orientada hacia otra Meta, ya ahora misteriosa y silenciosamente presentes y operantes en la cadena de las generaciones que guardan las Promesas del Señor y las transmiten de generación en generación”, agrega.

El núcleo del mensaje está, por eso, en esta “invitación a reconducir hacia el centro de la vida cristiana y del mundo la adoración de Dios, Señor de la Historia, el reconocimiento de su primacía, la adhesión a su voluntad salvífica, la invitación a encender el deseo de amor a Dios y estimular la práctica del amor reparador. Todo el resto tiene aquí su centro de unidad y de irradiación.

Tal como los Pastorcitos “son llamados, desde la periferia, a intervenir en la historia a favor de la paz, con otra fuerza, otro poder, otros medios, aparentemente inútiles e ineficaces a los ojos humanos: el poder de la oración del justo dicha con fervor, la perseverancia en la oración para obtener el don de la paz a través de la adoración, de la devoción reparadora, de la conversión y del propio sacrificio según las costumbres piadosas de la época” también los cristianos son convocados a intervenir, conscientes de que “El Inmaculado Corazón de María triunfará y será concedido al mundo un periodo de paz”.

El Día de la Universidad Católica Portuguesa se celebra el domingo, día 7 de febrero, pero la sesión académica transcurrió este viernes por la tarde, en Lisboa.

CR

 

HORARIOS

22 abr 2019

Misa, en portugués, en la Basílica de Nuestra Señora del Rosario de Fátima

  • 18h30
Misa

Rosario, en la Capilla de las Apariciones

  • 18h30
Rosario
Este site utiliza cookies para mejorar su experiencia. Al continuar navegando aceptará su utilización. Su navegador de Internet está desactualizado. Para optimizar su experiencia, por favor actualice el navegador.